DETENCIÓN PREVENTIVA LA PRINCIPAL CAUSA DE HACINAMIENTO CARCELARIO EN BOLIVIA

Luis Carlos Sanabria
Helen San Roman
Jorge Clavijo
Cleidy Torres 

Bolivia tiene un hacinamiento carcelario del 292%, según datos de la Defensoría del Pueblo. El 82% de los reclusos están con detención preventiva.

7 MUERTOS Y 24 HERIDOS TRAS UN OPERATIVO DE SEGURIDAD EN EL PENAL DE PALMASOLA


El pasado 14 de marzo se realizó un operativo policial en el centro penitenciario de Palmasola, en la ciudad de Santa Cruz. Como consecuencia fallecieron siete internos y 24 personas quedaron heridas, entre reclusos y policías. Seis de los muertos se encontraban cumpliendo detención preventiva desde el año 2014.

De acuerdo a los principios del Sistema Interamericano de Derechos Humanos, los Estados deben garantizar la libertad personal como regla general, y la aplicación de la prisión preventiva debe ser excepcional.

Argentina, Perú y Bolivia tienen los niveles más altos de presos preventivos, llegando a más del 50% de la población carcelaria. El plazo legal de este tipo de prisión varía en cada país. 

Luego de un proceso de reforma procesal penal, en México, Chile y Argentina, este plazo para que una persona continúe con detención preventiva es de dos años. 

En Bolivia el plazo es más elevado, con 36 meses en total. En Perú la situación varía de acuerdo a la complejidad del caso. En principio no debe durar más de 6 meses, sin embargo para procesos complejos el límite de 18 meses y la posibilidad de prolongar la prisión preventiva por 18 meses más, es decir, hasta 36 meses como máximo. 

82% DE LAS PERSONAS PRIVADAS DE LIBERTAD SON DETENIDOS PREVENTIVOS.





Además, en el marco de un fuerte incremento de los índices de inseguridad ciudadana en los últimos años en Bolivia, la respuesta principal ha sido la promoción de las reformas judiciales que han contribuido al uso de la prisión preventiva, en lugar de avanzar en las políticas de fortalecimiento del sistema judicial o de prevención del delito. Desde que entró en vigencia el sistema acusatorio, hubo más de 12 reformas centradas en el endurecimiento penal limitando la aplicaciones de medidas sustitutivas a la detención preventiva. 


 Las políticas que apuestan al endurecimiento de la reacción punitiva han fracasado, ya que las cárceles están lejos de ser centros de rehabilitación y reinserción para quienes delinquen. No existe una división de los internos en relación a su grado de peligrosidad, generando consecuencias gravísimas para los derechos de las personas privadas de libertad.

La aplicación masiva de la detención preventiva se constituye en una pena anticipada, vulnerando el  debido proceso y el principio de presunción inocencia.

LOS DETENIDOS PREVENTIVOS DUPLICAN EN NUMERO A LOS SENTENCIADOS

Según datos de la Dirección de Régimen Penitenciario, el numero de privados de libertad con detención preventiva duplica a los detenidos con sentencia. 

El departamento con mayor cantidad de detenidos preventivos es Santa Cruz.

PORCENTAJE DE DETENIDOS PREVENTIVOS Y CON SENTENCIA EN BOLIVA 
2001-2013 


Durante este periodo se puede observar un notorio incremento en la población penal sin sentencia, generando así un mayor hacinamiento carcelario.